Una catarata de repudios se desató luego de que Soledad Acuña afirmara que quienes eligen ser docentes “son personas cada vez más grandes de edad” provenientes “de los sectores más bajos socioeconómicos”, entre otras cosas.

En esta sintonía, el Diputado Hugo Yasky afirmó: “Es una confesión brutal de Soledad Acuña del desprecio que sienten por la educación pública”, y añadió: “Ella cree que las oportunidades no son para todos. Es muy triste e indignante que una Ministra de Educación piense eso de los docentes”.

En contraposición con las ideas de Acuña, el dirigente describió a la educación pública como “uno de los pilares de lo que fue el modelo de movilidad social”, y agregó: “La escuela pública fue el ámbito en el que estaba la oportunidad de tener una vida mejor, entrar como iguales y salir mejores.”

En comunicación con el programa radial “Embón Registrado”, Yasky se refirió a los repudios que surgieron a raíz de esas declaraciones y sostuvo que “es muy bueno que esta ministra haya despertado una oleada de indignación, porque demuestra que todavía hay gente en este país que no se deja llevar por estas ideas que representan odio de clase”.

Luego, el dirigente de la CTA se refirió al llamamiento que hizo Acuña a realizar “denuncias formales” para “intervenir en el aula” ante casos de “bajada de línea política”. Con respecto a esto, Yasky sostuvo: “esa vigilancia es de las épocas en donde se prohibían libros infantiles y de texto en la época de la dictadura militar”.