El Sindicato de Conductores de Trenes La Fraternidad , encabezado por Omar Maturano resolvió un "Paro Nacional" en defensa de la Industria ferroviaria y los puestos de trabajo vulnerados "por las medidas judiciales dispuestas en suspender los servicios ferroviarios Buenos Aires- Bahía Blanca y las irregularidades en la compra fantasma de pasajes en servicios ferroviarios que agotan las disponibilidades y ampliaron pasajeros al autotransporte".

La decisión fue tomada en la reunión del Secretariado Nacional de La Fraternidad y entre los fundamentos contiene temas como los ataques al ferrocarril en el asfaltado de vías como la negativa de intendentes a que los servicios ferroviarios se detengan en sus localidades como en Chascomus. 

El malestar ferroviario se impulsa por las conductas de los gobernadores que violentando la ley se adueñan de territorios ferroviarios que es propiedad de la nación y de funcionarios y ministros con terrenos ferroviarios para distintos fines y no para viviendas de trabajadores ferroviarios con mas del 60 % sin vivienda propia. Siendo que el capital de las propiedades ferroviarias no debería operars impulsar económicamente el desarrollo de la infraestructura de la industria ferroviaria, permanentemente saqueada.

Confirmado: La Fraternidad lanza un paro nacional el 29 de marzo que afectará a todos los servicios del país 

En ese sentido, desde el gremio manifestaron que “la clausura de servicios ferroviarios -sin pericias técnicas previas-, afecta económicamente a los sectores populares que utilizan el ferrocarril por sus tarifas sociales económicas”.

Por su parte, el secretario general de la Fraternidad, Omar Maturano, sostuvo que “la justicia para preservar la seguridad en vez de clausurar, sin pericias técnicas previas, la circulación de los trenes deben exigir a las empresas la reparación de la infraestructura y material tractivo y rodante ajustando a derecho la responsabilidad empresarial”.