El avance de la pandemia por Coronavirus golpeó fuerte en variados aspectos, y la producción fue uno de los más perjudicados. En orden de colaborar con la reactivación, el Banco Provincia facilitó créditos con tasas especiales destinadas a la producción por más de $100 mil millones.

Cabe destacar que el 70% de dicho monto correspondió al programa RePyme, apuntado a las pequeñas y medianas empresas. Las colocaciones de este plan, con tasas que rondan el 24% anual, superaron los $69.432 millones, a un total de 10.400 pymes.

Juan Cuattromo, actual presidente de Banco Provincia, declaró: “Desde el inicio mismo de la gestión el gobernador Axel Kicillof nos encomendó orientar los recursos del banco hacia la producción, con el objetivo de potenciar la economía y generar empleo”.

Otros de los programas de incentivo destacados fueron la tarjeta Procampo destinada al productor agropecuario y al contratista rural, y la línea A Toda Máquina, pensada para fomentar la industria metalmecánica, con intereses accesibles para las operaciones comerciales en empresas de la provincia de Buenos Aires.

“La Covid-19 nos impuso nuevas prioridades pero no alteró nuestro objetivo estratégico: ser una herramienta al servicio del desarrollo productivo bonaerense”, señaló Cuattromo.

En cuanto a la distribución por segmentos, el 38% pertenece a la agroindustria, un 26% al sector comercial, el 17% a la industria y otro 17% al área de servicios.

“Toda esta oferta crediticia contó con condiciones especiales de plazo y tasa que ayudaron a que miles de empresas, trabajadores y trabajadoras independientes y personas microemprendedoras pudieran sobrellevar mejor el período de menor actividad económica a causa de la pandemia”, expresó el funcionario.

“De cara al 2021 el objetivo será continuar asistiendo al sector productivo para retomar la senda del crecimiento, que es nuestro principal eje de gestión”, concluyó Cuattromo.