La Federación de Conductores de Taxis comenzó nuevamente una movilización por el centro porteño para denunciar la "competencia desleal" que generan las "aplicaciones ilegales". Además le pidieron al Gobierno que les cobre los millones que evaden. "Lo que nos está pasando a nosotros, si no se hace nada a tiempo, les va a pasar al resto de las actividades con la uberización de los trabajadores", sostuvo José Ibarra, secretario general del gremio.

La protesta se da en el marco de la lucha que sostienen desde hace años contra el funcionamiento de aplicaciones declaradas ilegales en la Ciudad de Buenos Aires.

En ese sentido, Ibarra manifestó su malestar con la titular de la AFIP, Mercedes Marcó Del Pont, exigiéndole que "le cobre los millones que estás firmas evaden".

Asimismo, señaló que "le solicitamos a Marcó Del Pont una reunión para presentarle nuestras quejas y demandas y ni siquiera nos respondió".

Advierten sobre uberización de otras actividades: evasión y competencia desleal

Ibarra explicó que "después de tantas denuncias que hicimos en diferentes organismos, en algún momento hicimos unas marchas a la AFIP. Allí se vieron en la obligación de mirar lo que ocurría con la evasión. Nos dijeron que para el período 2016-2017, UBER llevaba una evasión de 800 millones de pesos. Desde ahí en más no nos informaron nada ni hicieron pagar la deuda".

Entre los gremios del transporte comparan esta situación con la "revolución de los cielos" que se impulsó desde el gobierno de Mauricio Macri en la actividad aéreo-comercial, donde se apuntaba a afectar los intereses de Aerolíneas Argentinas.

Notable reducción de taxis

Fuentes gremiales relataron que "cuando llegaron las aplicaciones entraron gracias a una tarifa más baja y con autos de mediana y alta gama; pero poco a poco eso se fue transformando en un servicio más caro y una reducción notable de taxis" y agregaron: "En definitiva, vienen a transformar un sistema que funcionó durante años, con empleo y derechos laborales, por otro donde no solo el chofer es precarizado, sino que el pasajero está desprotegido frente a un accidente de tránsito, porque hay que ver si los seguros se hacen responsables".

Ibarra subrayó que "vamos a hacer una marcha más en la lucha que venimos llevando adelante desde 2015 para acá contra las plataformas digitales y las aplicaciones ilegales, que cada vez son más", al tiempo que apuntó al jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, porque "mientras las aplicaciones son declaradas ilegales en la Ciudad de Buenos Aires, no se disponen las sanciones o controles que corresponden".

Son una competencia desleal en la actividad

Apuntó que "nosotros queremos ayudar al Gobierno. Por eso le decimos que le cobren los millones que evaden las plataformas digitales y que dejen de ser una competencia desleal en la actividad del taxi" y añadió: "Acá estamos los taxistas y no nos vamos a entregar. Ya hace muchos años que venimos peleando. Pasamos el Gobierno de Macri, pasamos la pandemia y estamos de pie".

Por último, el dirigente gremial afirmó que "vamos a seguir dando pelea y reclamando ante los funcionarios; queremos igualdad de condiciones desde lo impositivo y desde lo laboral, con el cumplimiento de las leyes y que no se aprovechen los avances tecnológicos para destruir a una actividad como la de los taxistas que tanto costó construir".