Ante la suba en los contagios de Covid-19, la Unión de Docentes de la Provincia de Buenos Aires (Udocba) manifestó su preocupación ante la decisión comunicada por el Gobierno de mantener las escuelas abiertas y las clases presenciales. Dicha medida fue consensuada entre el presidente Alberto Fernández y el jefe de Gobierno de la ciudad de Buenos Aires, Horacio Rodríguez Larreta.

En el escrito, el gremio afirma que “preocupa y alarma continuar en una presencialidad que ni garantiza la continuidad pedagógica ni protege de la avanzada del virus a las comunidades educativas involucradas” y calificaron de “peligrosa” la decisión tomada.

“Cierran fronteras, se reprograman servicios médicos, se vuelve al trabajo remoto en diferentes esferas laborales, se cancelan eventos artísticos, deportivos y culturales que impliquen aglomeraciones de personas. No obstante, las escuelas siguen obstinadamente abiertas”, cuestionaron los docentes.

Para concluir, desde Udocba expresaron su confianza en la postura del gobernador Axel Kicillof, que “será la de salvaguardar la salud de alumnos y alumnas, docentes y auxiliares de establecimientos educativos, dada la gravísima situación que vive la provincia”.