De acuerdo al último informe del Centro de Capacitación y Estudios sobre Trabajo y Desarrollo (CETyD) de la Universidad Nacional de San Martín (Unsam), el mercado laboral comienza a dar señales de reactivación: entre los meses de abril y junio, 3,7 millones de personas que en 2019 tenían trabajo dejaron de tenerlo, mientras que durante el tercer trimestre, 2 millones recuperaron su fuente de trabajo.

Matías Maito, Director del CETYD, afirmó que “una de cada cinco personas que un año atrás tenía empleo, lo perdió al inicio de la pandemia”, pero durante el tercer trimestre 2 millones de ellas recuperaron su fuente de trabajo. De esta manera, la tasa de empleo aumentó del 33,4% al 37,4% entre el segundo y tercer trimestre del año.

“La flexibilización de las medidas de aislamiento y la recuperación paulatina de la actividad económica posibilitaron que ingrese nuevamente al mercado laboral una parte importante de la población que se había retirado, ante la imposibilidad de buscar trabajo por las restricciones a la circulación”, sostuvo el especialista. Así, la tasa de actividad pasó del 38,4% al 42,3% entre el segundo y el tercer trimestre del año.

En el informe se indica que dicha recuperación laboral fue impulsada precisamente por los sectores que fueron más golpeados por la pandemia, como los trabajadores precarios, asalariados informales y trabajadores independientes. De modo que la cantidad de trabajadores en esas categorías ocupacionales creció 27% y 42% respectivamente, en relación al mismo trimestre de 2019. El especialista agregó que “en los últimos meses el número de asalariados formales logró moderarse, aunque no detenerse”.

Asimismo, Maito destacó que las políticas públicas implementadas por el Gobierno, como el IFE o la prohibición de despidos, “lograron que en la etapa más crítica no se diera sobre este sector un impacto tan grande como el que tuvieron los sectores más desprotegidos”.

El director del CETYD afirmó que “el peor momento de la crisis parece haber pasado”, aunque detalló que “aún falta mucho camino por recorrer”.

“La reactivación está lejos de ser inmediata, 2 millones de personas volvieron a estar ocupadas en el tercer trimestre de 2020 pero aún hay 1,9 millón de empleados menos de las que había en 2019”, concluyó.