Ante "la insuficiente propuesta de aumento" realizada por las cámaras en paritarias, la Asociación Bancaria (AB) decretó el estado de alerta y movilización nacional y convocó a los cuerpos orgánicos del gremio para la semana próxima para disponer "las medidas de fuerza pertinentes antes de fin de mes".

"Las cámaras empresarias realizaron un ofrecimiento que contraviene sus propios pronósticos de inflación, por lo que pretenden que el ajuste lo paguen los trabajadores. Son ellas las que diagnostican inflaciones del orden del 60%, aunque hacen propuestas absolutamente insuficientes", afirmó el gremio.

Un comunicado firmado por los secretarios general y de Prensa, Sergio Palazzo y Claudio Bustelo, denunció el fracaso de la reunión paritaria con las cuatro cámaras patronales y señaló que los empresarios "no trajeron ninguna respuesta respecto de los temas planteados por el gremio, incluido el Banco Central".

La Bancaria se declaró en estado de alerta y movilización ante insuficiente propuesta paritaria de las cámaras

Los sindicalistas ratificaron además el rechazo al convenio firmado con la aplicación Ualá para otorgar líneas de créditos a pequeñas y medianas firmas.

La semana próxima sesionarán los cuerpos orgánicos del gremio, que declararán medidas de fuerza antes de fin de mes para el caso de persistir en el Ministerio de Trabajo "los ofrecimientos totalmente insuficientes de los empresarios".

Días antes, Sergio Palazzo adelantaba que iban a exigir el incremento salarial para este año "vaya en línea con el proceso inflacionario que las entidades financieras declaran en el Relevamiento de Expectativas de Mercado (REM) ante el Banco Central (BCRA)".

En diálogo con C5N, el gremialista detalló que los bancos diagnostican una inflación hasta el 60 por ciento de inflación por lo que reclaman que hagan una propuesta que se ajuste a lo que pronostican. "Si las cámaras ofrecen entre un 39 y 45, va a haber un conflicto", advertía Palazzo. En el REM publicado en enero pasado, se espera una inflación de 55% para 2022.

En esta línea, Palazzo sostuvo que ante el aumento de la inflación -se prevé que en marzo fue superior al 6 por ciento- "estamos a una situación tensa y no estamos exenta de un conflicto" . "Estamos pidiendo que ellos se ajusten a lo que ellos dicen sino vamos a terminar en conflicto", advirtió.