La empresa Bridgestone confirmó esta semana que abonará la segunda cuota del bono de participación en las ganancias de 365 mil pesos al personal, informó el extitular del gremio del neumático y secretario general de la Federación de Trabajadores de la Industria, Energía, Servicios y Afines (Fetia), Pedro Wasiejko.

El dirigente, quien también es presidente del Astillero Río Santiago, se pronunció hoy por la necesidad de promover "la discusión de la participación de los trabajadores en las ganancias como herramienta de recuperación salarial", que el sindicato del neumático obtuvo en 2001 cuando él lo encabezaba.

Un documento firmado por Wasiejko ratificó el reclamo ante "los elevados niveles de inflación que vive el país y la necesidad de recuperar el salario, por lo que es preciso ampliar ese instrumento a otros sectores por ley y en paritarias".

Tweet de Pedro Wasiejko

La firma Bridgestone había confirmado en febrero último que el personal percibiría en dos tramos más de 730 mil pesos en concepto de participación en las ganancias, y adelantó entonces 365 mil pesos, lo que completará ahora.

Es la sexta vez desde que esa cláusula fue incorporada en 2001 al convenio colectivo gremial que los empleados de la compañía cobrarán el beneficio.

La última vez que se abonó fue en 2015, ya que durante la gestión de Mauricio Macri los trabajadores de Bridgestone no percibieron el beneficio acordado.

"Se vive un contexto de elevada inflación, en el que aún los trabajadores no recuperaron lo perdido durante la gestión de Macri, a pesar que las negociaciones colectivas de 2021 superaron en uno o dos puntos a ese proceso anual. Esta herramienta permite recuperar salario", aseguró Wasiejko.

El dirigente sostuvo que "no produce mayor inflación y tampoco afecta en lo más mínimo los niveles de rentabilidad empresaria", aunque aclaró que ello no es posible aplicarlo en el sector de las pequeñas y medianas firmas (Pymes).

Wasiejko fue titular del Sindicato Único de Trabajadores del Neumático (Sutna) y negoció en 2001 la cláusula de participación en las ganancias cuando la empresa planteaba la necesidad de producir despidos ante la crisis producida ese año.

"Además de negociar las indemnizaciones de ley, el gremio planteó entonces que así como los trabajadores pagaban el costo de la crisis debían participar en las ganancias patronales cuando venían tiempos favorables", expresó y dijo que "en la negociación de 2006 esa cláusula fue formalizada en el convenio colectivo".