El secretario general de la Asociación Obrera del Transporte Automotor (AOITA), Emiliano Gramajo, junto al rector de la Universidad Nacional de Córdoba (UNC), Hugo Juri; y el secretario de extensión universitaria, Conrado Storani; firmaron un acuerdo de cooperación para desarrollar de forma conjunta y a través de las Universidades Populares (UUPP), cursos y talleres abiertos, con certificación nacional, que den respuesta a las nuevas demandas laborales”

En en el acto, que tuvo lugar en el Pabellón Argentina de la Ciudad Universitaria, Gramajo estuvo acompañado por María Pía Polak, secretaria Administrativa de la AOITA y referente de la obra social OSITAC, y Martín Bergese, responsable de Prensa y RRII.

Tras la firma de la rúbrica con la Casa de Trejo, el también actual secretario de Transporte de la CGT Regional Córdoba, Emiliano Gramajo, expresó: “Los desafíos que plantea un mundo globalizado, nos obligan a establecer acuerdos estratégicos para hacer hincapié en la capacitación, no solo de nuestros afiliados directos, sino también de su grupo familiar.

En este sentido, enfatizó que "estamos convencidos que como organización gremial debemos acercarles herramientas educativas y formativas a todas las familias de AOITA. Y las Universidades Populares se especializan en la capacitación laboral, y en la oferta de cursos y talleres, que tienen la particularidad de ir acompañando el desarrollo socio económico de cada región en nuestra provincia”.

Cabe recordar que fue en la Reforma Universitaria de 1918 en Córdoba, cuando las Universidades Populares (UUPP) devinieron en un símbolo de la unidad obrero estudiantil, y se generaron instituciones de este tipo a lo largo y a lo ancho de América Latina. 

Incluso en la década del '50 la CGT generó las Universidades Populares Obreras. Las UUPP siempre fueron casas de estudio no formales, especializadas en la capacitación laboral, y en la validación de esos saberes adquiridos. No son solamente un proyecto cultural, sino un proyecto político, un ejercicio de democracia participativa que puede generar desarrollo sustentable y justicia social, con alta eficiencia y sin necesidad de gastos fijos.

Es importantísimo potenciar la sinergia del movimiento obrero con el ámbito académico. Y más en una provincia como Córdoba, que es cuna de la primera universidad pública, cuna de la Reforma Universitaria, y cuna del Cordobazo, donde nuestros antecesores fueron respaldados en las protestas callejeras por los estudiantes universitarios", subrayó Gramajo.

El dirigente agregó que como referentes gremiales, "no podemos mostrar una sola cara de la moneda, que es la protesta y la movilización cuándo se quiere avanzar sobre nuestros derechos". "También tenemos la obligación de ser solidarios con nuestros compañeros y compañeras y con la sociedad en su conjunto, tenemos que capacitarnos y formarnos de forma permanente, y tenemos que vincularnos a través del diálogo y el consenso con otras instituciones para potenciarnos, porque el mundo que viene no será nada fácil, y hay que estar preparados lo mejor que se pueda”, completó.

La Universidad Nacional de Córdoba (UNC) es la más antigua del país (1613) y una de las primeras de América. Es considerada una de las tres instituciones más reconocidas de Argentina, y viene desarrollando con éxito el programa de Universidades Populares (UUPP), que a través de distintos acuerdos ya cuenta con 160 espacios de capacitación y formación en el interior provincial, y aspira a llegar a 200 en el corriente año.

Por su parte, la AOITA es un histórico gremio provincial, que cuenta con la sede central en Córdoba Capital y 11 delegaciones en el interior, y a través de sus casi 4 mil trabajadores brinda un servicio público esencial como el transporte interurbano (media y larga distancia), y también el servicio de transporte urbano de todas las ciudades del interior de Córdoba.