La Unión de Empleados de la Justicia de la Nación (UEJN), gremio que a nivel nacional encabeza Julio Piumato, protagonizó un insólito episodio de cara a las próximas elecciones el 17 de mayo. Es que en Oberá, Misiones, se definió como un lugar de votación el domicilio particular de una candidata de la lista oficialista.

Se trata de la segunda elección de autoridades en Misiones en dónde el oficialismo de Luis Oudín, actual secretario general, buscará la quedarse con el gremio a través de la lista Marrón alineada a la conducción nacional de Piumato.

Lo insólito de estos comicios es que se vote en viviendas particulares y salones privados.

Según detalló el portal local Primera Edición, algunos de esos lugares, incluso, son domicilios de las actuales autoridades del gremio, es el caso de Oberá, donde se definió la dirección de la casa de la actual secretaria Gremial, Hannelies Schallmoser, candidata ahora por el oficialismo a primer congresal titular, como sede para la votación.

También ocurrió algo similar en Alem, donde se estableció que los cuartos oscuros estarán en el salón de un club. "Nos interesa que la ciudadanía sepa que en el caso de suceder algo inusual o fraudulento con esas mesas, fue una maniobra orquestada por la actual conducción del gremio", lanzó Silvina Gómez, candidata a secretaria General por una lista opositora a la actual conducción.

"Además, vamos a exigir la transparencia del acto electoral y el respeto a la voluntad de emitir el voto del afiliado, por todos nuestros medios, ante quienes corresponda", agregó la dirigente.

La primera elección de la UEJN Misiones fue en 2017. "Sin siquiera extensión de la personería del gremio a nivel nacional, las mesas y las urnas se ubicaron fuera de diferentes dependencias judiciales, en las veredas específicamente", detalló.

"Este año, ya con la extensión de la personería, lo lógico hubiera sido solicitar a las autoridades el uso de algún espacio dentro de las dependencias para la realización de los comicios", completó.