El desempleo en la Argentina fue del 9,6% en el segundo trimestre, en tanto la tasa de subocupación alcanzó al 12,4%, informó este jueves el Instituto Nacional de Estadística y Censos (INDEC).

De esta forma, el nivel de desocupación cayó 3,5 puntos porcentuales respecto del mismo período de 2020, en el inicio de la pandemia y de las restricciones a la actividad económica, en tanto la tasa de subocupados subió 2,8 puntos en el mismo lapso.

Los datos oficiales registran 1,3 millones de argentinos desocupados y muestran que la recuperación de la economía avanza más rápido que la generación de puestos de trabajo. En el último año la economía reincorporó a solo el 54% de los trabajadores formales del sector privado que perdieron su empleo durante los meses de cuarentena más estricta.

En el segundo trimestre de 2021, la tasa de actividad (que mide la población económicamente activa (PEA) sobre el total de la población) alcanzó el 45,9%; la tasa de empleo (proporción de personas ocupadas con relación a la población total) se ubicó en 41,5% y la tasa de desocupación (personas que no tienen ocupación, están disponibles para trabajar y buscan empleo activamente, como proporción de la PEA) se ubicó en 9,6%.

“La presión sobre el mercado laboral alcanzó el 32,4% de la población económicamente activa en el segundo trimestre del año, compuesta por el universo de desocupados (9,6%), subocupados (12,4%), otros ocupados demandantes (8,5%) y otros ocupados no demandantes disponibles (1,9%)”, apuntó el Indec en su informe.

Según se desprende de cifras difundidas por el Ministerio de Trabajo, en el tramo de marzo y julio de 2020, cuando las medidas de aislamiento social fueron más duras, se perdieron 191 mil empleos privados. En los doce meses posteriores, es decir hasta junio de 2021, el último dato oficial, se recompusieron unos 103 mil puestos de trabajo.

Tweet de INDEC Argentina

Seis sectores emplean actualmente más personas que antes de la crisis sanitaria: Pesca 4,6%, Actividades inmobiliarias, de alquiler y empresariales 3,4%, Industria manufacturera 2,1%, Salud 1,5%, Suministro de electricidad, gas y agua 0,7% y Agricultura, ganadería, caza y silvicultura 0,2 por ciento.

Por el contrario, hay otros rubros de la economía en que la situación laboral permanece considerablemente más dañada. En ese grupo se ubican, por ejemplo, Hoteles y restaurantes (-22,2%), Servicios comunitarios, sociales y personales (-4,7%), Construcción (-4,6%) y Explotación de minas y canteras (-3,8%), entre otros.

Entre las regiones, además, la región pampeana presentó la mayor tasa de desempleo (10,4%), seguida por Gran Buenos Aires (10,2%). Mientras que Noreste fue la de menor nivel (6,1%).

En cuanto al nivel educativo de las personas desocupadas, 34,1% cuenta con hasta secundario incompleto, 30,8% cuenta con secundario completo, y 35,1% presentan nivel superior y universitario (completo o incompleto).

Finalmente, los inactivos marginales –quienes no buscaron empleo, pero estaban disponibles para trabajar– alcanzaron el 1,3% en el primer trimestre de 2021, según los datos oficiales.