La industria textil, sector fuertemente golpeado a causa del avance de la pandemia, augura volver a ponerse en marcha: los empresarios del sector aseguraron que durante este año se superarán los números del 2020, alcanzando un crecimiento del 25%.

Cabe destacar que el empleo del sector comenzó incrementarse y a arrojar números positivos, ya que se incorporaron 20.000 nuevos trabajadores al rubro durante los últimos meses. El plan integral que persigue la reactivación de la industria textil apunta a crear 200.000 nuevos puestos de trabajo en los próximos años, con una inversión de 250 millones de dólares para el 2021.

Luciano Galfione, secretario de la Fundación Pro Tejer, declaró que durante el 2020 la industria textil sufrió una caída entre el 15 y el 20% en comparación con el 2019. “El sector textil en conjunto no se logró recuperar de la pandemia en forma simétrica; sin embargo, se notan las mejoras mensuales respecto de meses anteriores”, señaló en diálogo con BAE Negocios, y aseguró que, en comparación con diciembre pasado, “los niveles de producción fueron los del 2019 o por encima”.

Por su parte, Jorge Sorabilla, vicepresidente de la fundación, aseguró que “el 2021 traerá mayor empleo porque habrá mayores inversiones”, y agregó: “Este año será bueno, con una actividad impulsada por el mercado interno y la sustitución de importaciones”.