En el contexto de la rápida recuperación industrial en pandemia, la automotriz Toyota planteó a sus trabajadores un cambio de esquema en los días de trabajo que redundaría incluso en beneficios económicos para el personal.

Desde la buena relación de esa firma con el Sindicato de Mecánicos y Afines del Transporte Automotor (Smata), se estima viable el acuerdo que también podrá impulsar la incorporación a la planta permanente de 1.012 trabajadores temporales.

El acuerdo además generaría así un precedente importante para la modificación de convenios de trabajo por la vía del acuerdo entre partes.

La firma japonesa busca efectivizar la dinámica denominada "5 x 2", con 5 jornadas de trabajo y dos francos, uno el domingo y el restante en el resto de la semana en su planta de Zárate.

La empresa ofrece $8.000 adicionales por sábado a cada empleado de los sectores convocados para cumplir sus tareas bajo esa modalidad.

Asamblea soberana

Los trabajadores votarán en asamblea respecto a la oferta de la compañía y de cerrarse el acuerdo en la automotriz solucionarían el problema del trabajo los sábados.

Bajo el sistema actual el trabajo en ese día de la semana es abonado vía horas extras, pero la mayor parte queda afectado por Ganancias.

Toyota, según fuentes sindicales, acercó su idea por escrito a los dirigentes de Smata, y los sindicalistas decidieron trasladarla a los trabajadores quienes en dos semanas deberán expresar su respuesta a la consulta.

Si prospera la misma, como estiman tanto en la compañía como en el sindicato, habrá "células" de 6 operarios que deberán trabajar un turno de medio día, como jornada obligatoria. La contraprestación es que tendrán dos francos en domingos y otro día de la semana.

En lo referido a la compensación monetaria la firma ofreció una suma de $8.077 por cada sábado donde cumplan con sus tareas. 

En términos productivos para la automotriz se realza que la misma podrá tener la planta en funcionamiento durante mayor cantidad de horas para aumentar la fabricación de los modelos Hilux y SW4.

Toyota propone además incorporar al acuerdo la efectivización de 1.012 operarios que ingresaron bajo condición "temporal" a la empresa el 30 de agosto pasado.

Si los trabajadores en asamblea votar por la afirmativa al acuerdo será la primera ocasión en la cual una modificación de horarios y jornadas de labor se activa mediante esta dinámica para las automotrices y constituiría en un paso decisivo para la modificación del convenio colectivo de esa actividad del rubro industrial y lograda en el marco de la pandemia, lapso que incluye también las mermas de actividad que se dispusieron en su momento a través de las restricciones sanitarias.